martes, enero 17, 2006

SUSPENDIDO SINE DIE EL DAKAR


Cuando escribo estas líneas no se si se habrá conformado la suspensión del Rally de Dakar para siempre. Hay suficiente información para que esto ocurra, de hecho se ha suspendido la última etapa. Estoy convencido de que antes o después se tomará esta decisión. Es una desvergüenza lo que ocurre allá en Senegal. A pesar de que desde los confortables sillones de nuestros hogares podamos contemplar los magníficos paisajes, los jubilosos senegaleses ante el polvo desencadenado por los rugientes motores, la realidad sobre el terreno parece ser otra.
El índice de desarrollo humano es en este pais de 0.450 (0.928 -entre paréntesis las cifras de España-) en Senegal, por lo que ocupa el puesto 157 (21). La esperanza de vida de 55.7 años (79.5), la tasa de alfabetización de 39.3 (97.7) y la renta per capita 1.648 dolares (22.391). ¿Para que le sirve este rally a Senegal? Habrá quién opine que es una manera de llevar ciertos ingresos. Pero si se estuviese preocupado por el bienestar de los habitantes de aquella zona hay otros modelos para invertir todo el gasto de forma más armónica.
Las muertes generadas por la carrera, especialmente cuando se trata de niños, es solamente la manifestación más trágica de la manera en que tenemos los europeos postcoloniales de relacionarnos con los paises menos desarrollados. Están puestos ahí para nuestro disfrute, para que los tomenos, independientemente de sus condiciones de vida y de sus expectativas. Nosotros los señores del primer mundo les demostramos nuestra gran “potencia” (¿económica, tecnológica, organizativa, política, cultural?) ante la que no cabe otra cosa que la sumisión.
Por supuesto que la desaparición de este rally irá asociada a la promoción de otras formas de relación y desarrollo como las que preconizan muchas organizaciones e instituciones.

2 comentarios:

roberto gilot dijo...

Sobre todo, y depués de nuestro paso colonizador por aquellas tierras, arrasando en ocasiones sus culturas, religiones y rituales, todavía nos permitimos una nueva colonización muy en tono con esa globalización que sigue generando jerarquías entre países, una recolonización políticamente correcta, sutil, poco sostenible, carente de interacción con sus habitantes y sobre todo vivida en primera persona a través de la utilización a veces sin piedad de una técnica avanzada donde el ser humano global parece no contar.

elisa dijo...

yo tambien pensaba como vosotros pobrecitos senegaleses hasta que di con uno and company que hicieron de mi vida un infierno,el tipo esta condenado por malos tratos y tengo la amenaza que se llevara a mi hijo a su pais por denunciarlo,lo mejor es cada uno en su tierra y si no estudian y pasan hambre que lo arregle su gobierno,de todos ellos por los unicos que siento pena es por los niños inocentes que nacen porque los machos de alla no se ponen un condoncito.elisa.